miércoles, 25 de septiembre de 2013

¿Por qué olvidamos lo que somos? 

"Si todo es Uno, si en esencia todos somos consciencia, la Única Vida más allá de las miles de apariencias, entonces, por qué olvidamos lo que somos y nos identificamos como seres separados y sufrimos y nos esforzamos por encontrar nuestra totalidad...?"

Me hacen esta pregunta de muchas maneras diferentes en todo el mundo. Y la respuesta, en diferentes maneras, es la siguiente:

En realidad nunca olvidamos lo que somos, porque incluso este olvido es realmente un RECORDATORIO bastante bien disfrazado de lo que somos. Incluso el sufrimiento y la búsqueda sirven, últimamente, como recordatorios de nuestra verdadera naturaleza, ya que a menudo es sólo cuando nos sentimos lastimados, cuando el dolor se empieza a sentir insoportable, cuando el anhelo nos quema al grado de que ya no podemos ignorarlo, que empezamos a cuestionar nuestras suposiciones profundamente arraigadas acerca de lo que es real y a abrirnos a la posibilidad de la inmensidad. Incluso el aparente olvido de la Fuente es una invitación directa ingeniosamente disfrazada, aunque malinterpretada, para recordar la Fuente, aquí y ahora.

A veces nos duele demasiado, y a veces ese dolor nos despierta del trance en el que habíamos estado viviendo.

Al final, lo que realmente eres nunca se ha olvidado ni perdido, porque está brillando en este momento, leyendo estas palabras, entendiéndolas o no, resonando con ellas o no, sintiéndose a gusto con ellas o no, inhalando y exhalando...

Jeff Foster
(Traducido por Tarsila Murguía)

(Imagen: adrianismyname)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.